martes, 15 de julio de 2008

Reseña: Spooks - Team Omega #0

Spooks: Omega Team #0Historia: Ryan Schifrin & Larry Hama
Guión: Larry Hama
Trazos: Adam Archer
Color: Jonny Rench
Rotulista: Ed Dukeshire

Editor: Cody DeMatteis

Portada
: Jim Daly & Grant Goleash

Publicado el Jueves 10 de Julio por Devil's Due Publishing.

Larry Hama puede ser más conocido por su larga estancia como escritor de la serie regular de Wolverine en los 1990s, pero varios años antes se había hecho de una reputación como el "mejor escritor de temas militares" en los comics, y aparentemente la tenía merecida. Conocedor tanto de terminología como de jerga militar, sus historias eran entretenidas sin desviarse demasiado de los parámetros que se considerarían creíbles para una historia protagonizada por miembros de las fuerzas armadas norteamericanas. En Wolverine esto le venía bien a las historias sobre todo cuando empezó a trabajar con el origen del personaje y su pasado como miembro del equipo de fuerzas especiales conocido como "Wild Pack", y puedo decir que sin haber sido nunca fan ni de los juguetes ni de la animación, los comics que llegué a leer de GI Joe escritos por él resultaron bastante entretenidos.

Lo cual no hizo más que provocar que Spooks: Team Omega resultase todavía más decepcionante.

Según nos explican en la introducción -¿introducción? ¿En un número 0? No debiera ser el contenido del número la introducción?-, Spooks es el sobrenombre recibido por las fuerzas del Departamento de Defensa Sobrenatural de los Estados Unidos. Armados y equipados en secreto, los Spooks representan la última línea de defensa de los EU contra amenazas sobrenaturales, sin importar si están originadas en su territorio, en el extranjero, o en cualquier otra parte. Dentro de los mismos Spooks hay un equipo cuyo nombre inspira terror incluso entre sus colegas: Team Omega. Asesinos implacables que son enviados para lidiar con aquellas criaturas que nadie más podría enfrentar.

La premisa tiene poco o nada de original, y en tiempos recientes podríamos considerar que la idea fue explotada al límite dentro de algunos títulos de Wildstorm, desde Wetworks hasta Team 7, con resultados infinitamente superiores a lo que encontramos en las páginas de Spooks: Team Omega. El equipo es enviado a la selva del Amazonas para investigar reportes de zombies (¿Quién reportó zombies en medio de la selva?). Mientras navegan por el río son atacados por un shamán y sus muertos vivientes, a los cuales despachan rápidamente dejando vivo al shamán para obtener información. Este los lleva hasta una pirámide maya (¿Qué hace una pirámide maya en el Amazonas? ¡Está a cientos de kilómetros de donde debería!) El equipo entra a la pirámide hasta lo que parece un pozo de sacrificios y ahí presencian como el shaman es llevado debajo del agua por una criatura con aspecto de pez.

El resto es bastante predecible. La criatura demanda sacrificios, el equipo se niega. La criatura captura al líder del equipo y se lo lleva, el resto del equipo lo sigue. La guarida de la criatura está llena de crías de ésta, las cuales son exterminadas por el equipo. El equipo se encarga entonces de la primera criatura y se dispone a retirarse cuando una voz les aclara que la cosa no termina ahí, que lo que mataron eran criaturas no maduras y que en cuanto descubran la forma de que sus adultos puedan cruzar el portal hacia nuestro mundo van a acabar con toda la humanidad. Fin.

Lo Bueno: Que éste número solo cuesta 99 centavos de dólar. Y aún así se siente como un robo. Considérenlo como el precio justo por saber que no vale la pena gastar un centavo más en este título o algún otro que pudiera derivar de él.

Lo Malo: No sé por donde empezar. La historia es completamente plana y predecible, lo que podría ser culpa de Ryan Schifrin y no de Larry Hama, pero los personajes carecen de vida, no hay siquiera rastros de camaradería entre ellos que pudiesen crear alguna clase de empatía entre ellos y los lectores, y eso si puede achacarsele a Hama.

El dibujo es simplemente horrible. Archer no tiene idea de como manejar la perspectiva, ni en cuestión del físico de sus personajes ni para dibujar una pirámide. Si alguien no puede dibujar correctamente unas escaleras no quiero verlo intentando edificios y locaciones más complicadas. También me parece equivocada la decisión editorial de omitir un entintador, pues hay ocasiones en que un buen entintador puede ayudar a corregir algunos errores del dibujante. El colorear directo sobre los lápices suele dar buenos resultados cuando se trata de un artista sólido y con buena calidad de línea, pues solo es cuestión de agregar texturas, pero tomando en cuenta que Archer ni siquiera se preocupa por definir el aspecto facial de sus personajes no hay nada que el colorista pueda solucionar. Sé que Jonny Rench, el colorista, es bueno, porque actualmente está trabajando sobre el arte de Chris Sprouse y Karl Story en Number of the Beast, para Wildstorm, y ahí el arte coloreado luce excelente.

El Veredicto:
Spooks: Team Omega #0 es el peor comic que he leído en mucho tiempo y no puedo pensar en una sola razón que justifique su existencia. Si el señor Hama necesita trabajo, estoy seguro de que alguien podría hallar el modo de beneficiarlo con la atención mediática que generará la próxima película de los GI Joe. Tal vez podría arreglarse re-imprimir algo de su trabajo o crear un fondo de beneficiencia donde los fans puedan donar dinero para apoyarlo. Lo que sea con tal de que no se tenga que prestar a ser parte de cosas como Spooks: Team Omega.

2 de 10 CVs

Deja tus comentarios o escríbenos directamente a cverso@comicverso.com