viernes, 10 de febrero de 2012

Gary Friedrich pierde demanda contra Marvel Comics

El pasado lunes una corte federal de los Estados Unidos informó a Gary Friedrich había perdido el caso de demanda que entabló en contra de Marvel Comics, Columbia Pictures y otras empresas asociadas, en relación a los derechos de propiedad de Ghost Rider, y a lo largo de la semana han ido apareciendo detalles acerca del fallo.

La demanda original data del 2007, cuando a raíz del estreno de la película basada en el personaje, Friedrich demandó a la editorial, al estudio y a varios licenciatarios, reclamando los derechos de propiedad del personaje, regalías, y crédito por su creación. De acuerdo con Friedrich, los derechos de propiedad del personaje habrían revertido hacia su persona en el 2001, pues Marvel nunca registró ante la Oficina de Copyright de los Estados Unidos la primera aparición del personaje, ocurrida en el número 5 de la serie Marvel Spotlight.

Friedrich afirma que él creo al personaje en 1968 y que fue hasta 1971 que llegó a un acuerdo para publicar el personaje con la empresa Magazine Management, la precursora de lo que hoy día es Marvel Entertainment. A través de ese acuerdo, la compañía adquiría el copyright de la historia de origen publicada en Marvel Spotlight #5 y de todos los trabajos posteriores del personaje.

Friedrich alega que como la empresa no registró esa primera historia ante las autoridades correspondientes, bajo las leyes federales vigentes los derechos fueron recuperados por él en el 2001. En diciembre pasado la Juez de Distrito Katherine Forrest determinó que Friedrich renunció a la propiedad del personaje al endosar cheques que incluían lenguaje legal en el que él renunciaba a todos sus derechos en favor de los predecesores de Marvel.

De acuerdo con la juez, Friedrich firmó documentos similares en 1971 y 1978, renunciando a cualquier posible reclamo en torno al personaje a cambio de la posibilidad de realizar más trabajo para la compañía como colaborador externo. Asímismo, la juez consideró que cvualquiera de los dos documentos tiene valor como transferencia legal, resolviendo cualquier posible duda acerca de la propiedad del personaje.

La ley determina que cuando un individuo firma un cheque sujeto a una condición, está explícitamente aceptando dicha condición, por lo cual ni siquiera es necesario revisar el caso para determinar si la propiedad fue creada como trabajo contratado o no. Una vez conocido el fallo de la corte, la contrademanda presentada por Marvel en contra de Friedrich en el 2010 pudo correr su curso y fue decidida a favor de la editorial en una corte federal.

Esta contrademanda buscaba la reparación de daños dado que el autor lleva años vendiendo posters, camisetas, tarjetas coleccionables y otros productos con la imagen del personaje tanto en convenciones como a través de una tienda en línea de manera no autorizada. La propuesta de acuerdo entregada a Friedrich determina que la demanda será retirada a cambio de que el autor acceda a pagar diecisiete mil dólares por daños y perjuicios y deje de vender mercancia no autorizada. Además, deberá dejar de promocionarse como el creador de Ghost Rider.

Se espera que Friedrich apele la decisión de la corte, pero tiene solo 90 días para determinar lo que piensa hacer, pues el plazo concedido por Marvel para aceptar la oferta de arreglo. Pasado ese lapso, la editorial perseguirá la conclusión de su demanda hasta las últimas consecuencias. Aquí es importante señalar que Friedrich se encuentra actualmente desempleado y no tiene los medios para sostenerse, mucho menos para pagar el arreglo que exige Marvel.

Detesto jugar al abogado del diablo, pero no puedo dejar de preguntarme cual es la lógica detrás de las acciones de Friedrich en este caso. Él afirma que legalmente los derechos fueron revertidos hacia su persona en el 2001, pero por más de seis años no realizó ninguna acción en busca de validar dicha afirmación. ¿Por qué esperar hasta que hubiese una película y montones de contratos multimillonarios para alzar la voz? Al implicar a Columbia, Hasbro, y otras compañías que adquirieron licencias a partir de la película, Friedrich le dio más peso a una acción legal que probablemente hubiese pasado desapercibida por muchos y hubiese acabado con un acuerdo fuera de la corte donde Marvel le diese una indemnización y un cargo como consultor creativo, tal como ha ocurrido con otros creadores en años recientes.

Lo que es peor, el arreglo que Marvel puso sobre la mesa puede sentar un peligroso precedente para muchos creativos de décadas pasadas que actualmente sobreviven de los ingresos adquiridos gracias a sus apariciones en convenciones de comics y eventos similares, donde venden material relacionado a sus trabajos más conocidos, así como piezas originales y sketches por comisión. Usualmente las editoriales permiten que este material no oficial sea vendido sin darle mayor importancia, pero eso puede cambiar a partir de este caso.

En el caso particular de Marvel, la editorial había mostrado cierta simpatía hacia muchos de estos creadores, produciendo posters y material promocional oficial para que estos firmasen y vendiesen en estos eventos, o dándoles facilidades para preparar por su cuenta material autorizado. Ignoro si eso vaya a cambiar ahora, o solo se haya tratado de una forma de castigar a Friedrich por ponerlos en una situación comprometida ante empresas asociadas.

Sea como sea, la precaria situación económica de Friedrich hace que las acciones de Marvel parezcan desmedidamente abusivas. Como muchos otros antes que él, el autor fue víctima de un sistema que no fue diseñado para proteger a los creadores, y en donde en repetidas ocasiones hemos descubierto que la ley reconoce que una simple leyenda legal en el reverso de los cheques de autores independientes puede servir como contrato y representar obligaciones similares a las de un empleado regular.

Las redes sociales se han llenado de fans indignados que llaman a boicotear la secuela de Ghost Rider, que se estrena en Estados Unidos y parte de Latinoamérica la próxima semana. Por otro lado, Bleeding Cool publicó una carta abierta de un fan dirigida a Nicholas Cage, donde insta al actor a apoyar a Friedrich económicamente, sugiriendo que un gesto de buena voluntad de su parte podría evitar que su película sea recibida negativamente. Habrá que esperar a ver si existe alguna respuesta de parte del actor, y a ver que efecto tiene la campaña en contra de Marvel y de esta película en particular.

Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No es necesario estar inscrito en Blogger, para publicar comentarios.
Por favor, deja tu nombre o apodo y suscríbete a la notificación de llegada de nuevos mensajes.

Puedes utilizar algunos códigos HTML (elimina los espacios blancos posteriores al símbolo "<"):

- < b>Negrita< /b>
- < i>Cursiva< /i>
- < a href="http://www.tupagina.com">Hipervínculo< /a>

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...