lunes, 1 de octubre de 2012

Reseña: The Flash #0

por Esteban Pedreros

Historia de: Francis Manapul y Brian Buccellato.
Arte de: Francis Manapul.
Colores:  Brian Buccellato e Ian Herring

Letras: Wes Abott.
Portada de: Francis Manapul y Brian Buccellato.

Editores: Matt Idelson y Chris Conroy(Asistente).

Fecha de Publicación: 26 de Septiembre de 2012.

Hace poco leía el sitio Speedforce.org y me preocupaba lo que Kelson Viber comentaba sobre los cambios (adicionales), en la continuidad del personaje... como dicen por ahí, la curiosidad mató al gato y a pesar de que hace algunos meses declaraba que esta serie ya no era para mi, aquí estoy con una nueva reseña.

Este número #0 se preocupa de darle un mejor contexto y mayor profunidad a la horrorosa modificación de la continuidad del personaje que introdujo Geoff Johns durante la espantosa saga "Flash: Rebirth", ilustrada por Ethan Van Sciver.

Barry Allen es un niño inteligente que adora a sus padres y es testigo, dentro de su inocencia, de cómo su matrimonio se desmorona por motivos que no alcanza a comprender... un día llega a su casa y se encuentra con una escena del crimen donde su padre es el principal sospechoso. Su madre ha sido asesinada, su padre es condenado por este crimen y su convicción de que el verdadero asesino está suelto y que su padre es inocente impulsarán toda su vida adulta convirtiéndose en criminalista para demostrar esa inocencia.

Hay varios elementos dramáticos interesantes para comentar de esta revista así que permítanme dar un aviso de...


Lo primero es un poco de sinceridad... detesto la idea de hacer de Flash un héroe trágico, creo que no es necesario, contradice la historia del personaje, es repetitivo y le quita el aire alegre y aventurero que siempre ha tenido el personaje, pero en vista y considerando que parece ser una determinación tomada por DC, que fue concebida o al menos ejecutada por Geoff Johns y que no creo que valga la pena pelear contra molinos de viento, hay algunas cosas que me parecen destacables de este número:

a) Si bien no se descarta que el Professor Zoom esté involucrado en la muerte de Nora Allen, no existe una figuración del personaje en el origen de Flash por lo que no se produce ese efecto de Oroboros en la historia que creo que no sólo es poco imaginativo, sino que demasiado limitante.

b) Se establece que existía un quiebre matrimonial entre Nora y Henry Allen que la llevó a solicitar el divorcio justo antes de su muerte.

c) Nora Allen tuvo un amante, Darryl Frye,  que es Capitán de la Policía de Central City al momento en que Barry adquiere sus poderes, y que crió a Barry como si fuese su hijo una vez que su madre murió y su padre fue encarcelado.

Esto es importante porque no se hace mención de la familia de Nora, cuyo hermano (Rudy), es el padre de Wally West (quien no aparece en lo absoluto, lo que me hace pensar que lo sacaron de la continuidad), y porque Frye es rubio y Henry Allen tiene pelo castaño, lo que da a entender que Barry podría ser hijo del amante de su madre.

ACTUALIZACIÓN - Iris y Wally West no son siquiera mencionados en la revista, lo que me hace pensar que decidieron sacar a Wally de la continuidad.

Una idea que sería interesante de explotar es que Darryl Frye haya matado a Nora e incriminado a Henry. Tendríamos al inocente encarcelado y al padre biológico criando a su hijo, marcado por al culpa de haber matado a la madre. Sería un triángulo amoroso bien complejo e interesante... para cualquier otro personaje.

-- FIN DE LOS SPOILERS --


El dibujo de Manapul lo he alabado extensamente desde que empezó el último ciclo de la serie y acá tampoco defrauda:


Por un tema de gusto personal, sigo pensando que a la serie le vendría bien una paleta de colores más brillante. Creo que Buccellato es un excelente colorista y logra muy bien el efecto tipo acuarela sobre la técnica de aguada (tinta diluida) que ocupa Manapul en la serie, pero por los poderes del personaje y por el tono de aventuras que normalmente tienen sus historias, preferiría un tono más brillante... en ese sentido creo que el trabajo de Wes Abott desentona con la faz gráfica al utilizar justamente colores brillantes en los cuadros de texto que narran la historia.

El hecho de que Manapul y Buccellato pudiesen contar en apenas un número una historia mucho más atractiva e interesante que la que Johns y Van Sciver pudieron contar en la ultra-promocionada y ultra-demorada miniserie de 6 partes Flash: Rebirth, es un testamento de que esta serie, a pesar de no ser extraordinaria, se deja leer y que si no cargan el peso de extrañar amargamente al protagonista anterior, probablemente les resulte bastante entretenida. Recomendada.

Calificación:

Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com