jueves, 21 de marzo de 2013

Camino a La Mole Comic Con: Ariel Olivetti

Por Alberto Calvo. 
@albion2112

Se acaba la espera pero aún tenemos más perfiles de invitados a La Mole Comic Con de la ciudad de México, y toca el turno al talentoso dibujante y pintor Ariel Olivetti.

Ariel Olivetti nació en Buenos Aires, Argentina, en noviembre de 1967. Diseñador gráfico graduado de la Universidad de Buenos Aires, Ariel siempre sintió inquietud por los comics. Su primer trabajo en las páginas de la revista argentina Fierro, misma que vio pasar en sus páginas a los más distinguidos creadores argentinos y uruguayos de comic.


En 1992, al lado de Jorge Lucas, Mauro Cascioli y Claudio Ramirez, co-creó la revista Cazador de Aventuras, conocida también como El Cazador o simplemente Cazador, dependiendo de la época. En sus páginas, los cuatro artistas exploraban los límites del buen gusto de una manera fuertemente influenciada por el artista británico Simon Bisley.
Su primer trabajo para el mercado norteamericano no fue ilustrando comics, si no tarjetas. Fue uno de los elegidos para ilustrar la serie Marvel: Portraits of a Universe, que apareció como cuatro revistas/poster cuyas imágenes fueron utilizadas para un set de tarjetas en 1995. Ese mismo año, con la aparición de The Last Avengers Story, miniserie de dos números escrita por Peter David y publicada por Marvel Comics, Ariel debutó en el comic estadounidense. Esta serie fue parte del efímero sello de historias alternativas de la editorial, conocido como Alterniverse, y tiene la particularidad de tener una cubierta de acetato sobre la portada normal, similar a como apareció Marvels.
A esta miniserie siguió el número 88 de What If...?, y la portada del número siguiente. Meses más tarde realizaría también el arte del número -1 para esa serie. A fines de 1996 hizo la hasta cierto punto oscura y mayormente ignorada miniserie Sabretooth and Mystique.
En 1997 hizo un par de números de Lobo, para DC Comics, antes de convertirse por algunos meses en el dibujante regular de Daredevil, donde colaboró con el guionista Joe Kelly en los números 369, 371, 372, 374 y 375.
Ese mismo año ilustró un anual de la JLA escrito por Bryan Augustin, correspondiente a los temáticos de héroes de pulp, y se encargó también de dibujar el Silver Surfer #1/2, co-publicado por MarvelWizard Magazine. Empezó 1998 con JLA: Paradise Lost, un spin-off de la exitosa serie de JLA de Grant Morrison. La miniserie fue escrita por Mark Millar y era protagonizada por Zauriel, el ángel que formaba parte de la JLA en aquel entonces.
En 1999 ilustró el especial JLA: Primeval, escrito por Dan Abnett y Andy Lanning, y el número 1 de The Kingdom, spin-off/precuela de la exitosa Kingdom Come, además de regresar a Lobo para ilustrar otros dos números.
En el año 2000, Marvel Comics encomendó a Warren Ellis replantear el enfoque de sus títulos mutantes menores, una iniciativa conocida como Counter-X, en la cual el peculiar autor británico ideó arcos argumentales que habrían de ser desarrollados por otros equipos creativos. Ariel fue el encargado de X-Man, junto al guionista Steven Grant, realizando la serie por un año, y adicionalmente se hizo cargo de las portadas de X-Force pertenecientes a la misma iniciativa. 
En 2002 se hizo cargo del arte de la maxi-serie Haven: Broken City, y fue el último trabajo regular que realizó en los Estados Unidos por algún tiempo, dedicándose mayormente a hacer números de relleno, historias de inventario, y portadas para Marvel, DC y Verotik, incluido un elogiado periodo de portadas para Green Lantern.
En el 2005 toma un nuevo trabajo regular al ilustrar los seis números de la miniserie del Space Ghost, escrita por Joe Kelly y dedicada al popular personaje de dibujos animados, y la cual incluyó el primer intento de contar el origen del personaje en cualquier medio. A eso siguió un arco en Batman: Legends of the Dark Knight, el cual fue escrito por Bruce Jones.
Poco después firmó un contrato de exclusividad con Marvel, quienes decidieron no ocuparlo sólo haciendo portadas y rápidamente lo asignaron junto con el escrritor Matt Fraction como los responsables de lanzar una nueva serie de Punisher War Journal, para la que Ariel ilustró diez de los doce primeros números. A esto siguió el lanzamiento de Cable, nueva serie del soldado mutante futurista de Marvel, para la cual se encargó del arte de los números 1 al 15.
A esto siguió una breve estadía en The Incredible Hulk, serie que dibujó entre los números 601 y 605. La miniserie de Hercules: Fall of an Avenger, también contó con su arte de principio a fin, incluyendo las portadas, en sus dos números. Hacia finales del 2010 también le tocó ilustrar el re-lanzamiento de Namor, esta vez con la serie The First Mutant, donde dibujó los números 1 al 7.
La segunda mitad del 2011 y los primeros meses de 2012 le ocuparon ilustrando algo más de media docena de números de Iron Man 2.0, del 4 al 12, con lo que cumplió con las obligaciones de su contrato de exclusividad con Marvel Comics. El resto del año lo pasó trabajando en lo que hasta ahora es su única incursión en el mundo de los New52 de DC Comics, ilustrando unos cuantos números de G.I. Combat, y convirtiéndose en el artista de portadas de All Star Western.
Las portadas de esa serie son lo único que le hemos visto en lo que va de este 2013, pero sin duda este talentoso artista argentino tendrá pronto otro proyecto regular con el cual deleitar a sus fans.

Recuerden que pueden conocer a este talentoso artista visitando La Mole Comic Con, este fin de semana, del viernes 22 al domingo 24 de marzo en el Centro de Convenciones del World Trade Center de la ciudad de México, y que pueden adquirir además su libro Ariel Olivetti: Life & Artbook, en la mesa de Revista Comikaze, con el añadido de que la compra les da derecho a que el artista les haga un sketch en el libro.


Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com