martes, 2 de octubre de 2012

Reseña: Happy #1

por Esteban Pedreros

Escritor: Grant Morrison.
Artista: Darick Robertson.

Colorista: Richard P. Clarck.
Letrista: Simon Bowland.
Diseñador:  Drew Gill.

Creado por: Grant Morrison y Darick Robertson

Editorial: Image Comics.

Portadas: Darick Robertson; Michael y Laura Allred.

Fecha de Publicación: 26 de Septiembre de 2012.

Finalmente aparece el proyecto de Grant Morrison y Darick Robertson que llamó la atención durante la Image Expo debido al extenso vínculo de Morrison con DC Comics.

Nick Sax es un desgraciado y otros adjetivos que me forzarían a cambiar la clasificación del Blog si los usara. Se trata de un ex-detective de la policía convertido en asesino a sueldo, que recibe el encargo de matar a los hermanos Fratelli, un grupo bastante despreciable de asesinos mafiosos.

Todo empieza a salir mal cuando uno de los Fratelli llega al lugar de la trampa establecida por Sax, acompañado de un hermano que estuvo 3 años recogiendo cultivos en Sicilia, Mikey (cualquier parecido con Al Pacino es absolutamente intencional), quien termina desencadenando que su familia se involucre en la persecución de Sax para obtener información muy valiosa.

Herido y drogado en su cama de hospital, Sax es informado por Happy, un caballo azul (que en realidad parece un burro con alas y un cuerno), que si quiere sobrevivir al torturador que enviaron a interrogarlo, es mejor que le haga caso.

Este cómic de Morrison se lee como cómic de Garth Ennis... aunque tal vez se deba a que lo dibuja Darick Robertson (The Boys, Transmetropolitan). A pesar de que la premisa no es convencional, tampoco es extraordinariamente extraña, la idea de que aparezca un personaje extraño y no se distinga bien si el protagonista es un demente o simplemente tiene acceso a comunicarse con algo que nadie más puede ver es bastante repetida.. es más, tengo alguna idea de para dónde va la historia, pero me lo reservo en caso de que tenga razón. Lo que más llamó mi atención es que todo este primer número equivale simplemente a una secuencia introductoria para una película con más estilo que fondo, si se tratara del primer número de una serie regular sería menos proclive a tener paciencia con la revista, pero tratándose de una miniserie que Image probablemente recopile en un TPB de 10 dólares, es probable que al terminarla se lea mucho mejor, aunque dudo que llegue a quedar entre la bibliografía destacada de cualquiera de los autores.

No creo que valga la pena ponerme a describir el trabajo de Robertson, a estas alturas debieran estar bastante familiarizados(as), con el. Tenemos lo que Robertson acostumbra, las viñetas están sobrecargadas de detalles, la violencia brutal e hiperdetallada es tan competente como siempre y supongo que entre los escritores debe tener la misma fama que entre los fans porque Morrison escribe escenas deliberadamente grotescas (y aparentemente irrelevantes), a fin de que Robertson luzca sus habilidades.

No me gustó el trabajo de color de Simon Bowland, no porque sea malo sino porque hay cierta dependencia en su trabajo para crear algunas texturas y crear el eczema (o dermatitis), que padece Sax y si el personaje y la descripción del previews no lo hubiesen mencionado, jamás me habría dado cuenta.

En suma es un debut nada impresionante de un cómic bastante anticipado. Mi recomendación es que si les interesa esperen a que aparezcan las reseñas finales antes de comprarlo. Moderadamente recomendado.

Calificación:


Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com