martes, 5 de marzo de 2013

Reseña: Avengers Arena #5

por Esteban Pedreros
@epedreros

Escritor: Dennis Hopeless.
Artista: Kev Walker.
Colorista: Frank Martin.
Rotulista: Joe Caramagna.

Editores: Bill Rosemann y Jon Moisan (Asistente).
Editorial: Marvel Comics.
Portada: Dave Johnson; Joe Quiñones (Variante)

Fecha de Publicación: 27 de Febrero de 2013.

Avengers Arena es una serie que ha sido fuente de controversia desde su anuncio. No sólo levanta abiertamente un concepto perteneciente a una famosa Novela/Película/Manga, sino que pone bajo amenaza a varios personajes relativamente populares de la Editorial

Bienvenidos Murderworld, la tierra de la Angustia Adolescente.

La cosas se han estabilizado en Murderworld y Arcade está aburrido, así que tornará la Isla en contra de los protagonistas, a ver si estimula más homicidios entres los 16 jóvenes.

En este número tenemos la posibilidad de conocer mejor a los estudiantes de la Academia Braddock y la complicada relación de Kid Briton con sus compañeros de estudio, a quienes maltrata, y sus compañeras de estudio, con quienes, ehhh.... fraterniza.

Avengers Arena es compleja de analizar...

A primera vista se trata de un robo descarado de un concepto no sólo ajeno, sino que bastante exitoso y conocido. Esto es muy común en la industria y normalmente no pasa de ser un "homenaje" que dura un par de números, pero en el caso de Avengers Arena es toda una serie que roba casi nota por nota los supuestos y la estructura de Battle Royale, adaptándolos al Universo Marvel.

Ahondando un poco más en la estructura narrativa de la serie, es claro para mi el deseo de emular el sistema de Flashbacks que utilizaba Lost, intercalando eventos del presente con información del pasado de los protagonistas, que le dan una segunda lectura o que explican las motivaciones de ellos. A mi me gustó Lost. Cuando partió la serie, era extraña, distinta e innovadora, pero creo que el mayor problema que tuvo fue amarrarse a su propia fórmula, tratando de reinventarla sin apartarse de ella... me parece que la influencia de Lost tuvo como lado positivo una apertura considerable en cuanto a supuestos viables sobre los cuales construir historias, pero en lo negativo trajo aparejado la aparición de historias con planteamientos demenciales sin sentido ni destino alguno y una reverencia enorme hacia la herramienta narrativa que utilizó la serie que se ha vuelto tan repetitiva como las imitaciones de las escenas de acción de The Matrix.

A pesar de estas acotaciones, lo que puede salvar o condenar un planteamiento de estas características es el desarrollo de personajes y en ese apartado me parece que la serie está muy bien lograda. Hopeless introduce una serie de misterios y deja pequeñas pistas para que uno juegue a ser detective, pero se concentra en darle un trasfondo humano a la mayoría de los personajes, de modo que no parezcan simplemente idiotas por quienes uno hace barra para que mueran luego. Si vas a poner a 16 personajes a pelear por su vida, la idea es que la muerte de todos ellos te importe, porque de otra manera es cosa de dilucidar cuál es el personaje más popular y concluir que todo el resto son prescindibles... si el lector tiene un vínculo emocional con los personajes, el drama toma peso y creo que ese aspecto esencial de la historia está bien logrado y hace que uno esté dispuesto a obviar casi completamente las fuertes influencias que tiene la revista.

El dibujo de Kev Walker es muy limpio y claro y creo que es una de las grandes fortalezas de la serie. Los personajes son plenamente identificables (lo que es importante cuando tienes un elenco mayormente desconocido) y aunque los personajes no son muy histriónicos, el manejo de Walker de las expresiones humanas ayuda a contar la historia de manera muy efectiva. Ignoro si el colorista fue solicitado por Walker y por lo tanto se conocen y complementan bien... o si fue asignado por Marvel. Aunque su trabajo me parece agradable, hay dos cosas que no me gustan de todo. La primera de ellas es que en ocasiones colorea la línea de lápiz de Walker, esto es una preferencia personal, algo que probablemente no le moleste a mucha gente, pero me gusta ver el negro intenso de la tinta sin que el coloreado la modifique. En segundo lugar, hay unas secuencias de flashbacks en la Academia Braddock donde se usa un efecto de desenfoque en las orillas de las viñetas para evocar la idea de que son recuerdos... no me gusta el efecto. Lo considero innecesario porque Walker se había preocupado de utilizar una borde de forma ovalada para las viñetas de estas secuencias, distinto del borde rectangular del resto de la revista (aunque se trata sólo de una objeción menor).

En suma, Avengers Arena es una serie entretenida que seguramente enfurecerá a los fans de Avengers Academy, Runaways y X-23 a medida que algunos de sus personajes favoritos se sumen al conteo de bajas, pero dentro de lo que pretende ser, como un estudio de personajes bajo un escenario de sobrevivencia, es bastante exitosa. Recomendada.

Calificación:


Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com