lunes, 4 de junio de 2012

PdVP: Sobre el relanzamiento DC un año después


por John J. Mejía

Mucho se han comentado sobre los últimos cambios introducidos por DC dentro de su línea new 52. Durante el último año, esa línea introdujo cambios que han sido luego ignorados aunque fueron bastante publicitados en su momento, como el nuevo novio de Lois Lane y a su vez el noviazgo de Clark Kent con otra mujer (del que solo vimos la ruptura porque la época de noviazgo ocurrió durante el período previo al Superman #1). Cambios más radicales pasaron casi desapercibidos por tratarse de personajes secundarios, como la "estilización" de Amanda Waller, que pasó en lo físico de ser una versión femenina del Kingpin a modelo de Victoria Secret o el cambio de raza de Morgan Edge en Superman (si te preguntas "¿quién?" doy por sentado mi punto). Sin embargo, ninguno ha levantado más polémica en algunos sectores que el cambio de tendencia sexual de Alan Scott, el Linterna Verde de Tierra 2 y ojala algunos llamados "reporteros" se documentaran mejor antes de acompañar esta clase de noticias con una imagen de Hal Jordan (que por cierto, si hubiera sido revelado como el Linterna "gay" lo habría aceptado con mejor ánimo porque la verdad, desde su resurrección, Hal Jordan dejó de ser un personaje interesante).


Alan Scott en su nueva interpretación para el cómic Tierra-2


Voy a ser claro: no estoy a favor de este tipo de cambios. Quizás algunos extremistas saltaran ahora a la conclusión de que esto se trata de una discriminación homofóbica y yo les digo que están muy equivocados. Mi disgusto por este cambio es igual que el mismo que he tenido con todos los cambios de raza o edad que DC ha incluido en su relanzamiento. Más que un disgusto en sí, es una molestia por el hecho que no se tratan de cambios creativos, sino comerciales, una estrategia desesperada por atraer un nuevo publico. Claro que DC no lo dice así, para ellos se trata de tener una mayor "diversidad" de personajes, pero si ese fuera el caso ¿por qué no crear un nuevo personaje afroamericano o gay o mujer o latino? ¿Por qué "deconstruir" un personaje ya establecido? Con este relanzamiento DC incluyo un joven héroe gay en los Teen Titans y ¿qué pasó? En resumen: nada. No hubo escandalo, ni notas en periódicos. Cero publicidad. Y eso es malo para el negocio $$$.

Si DC quería un Linterna Verde gay, tenía ante si una franquicia que perfectamente le permitía la inclusión de un nuevo personaje ya que los Linternas Verdes son el análogo de un escuadrón de policías cósmicos. Incluir un nuevo personaje dentro de esa franquicia no habría representado problema alguno. ¿Habría tenido la misma publicidad? Probablemente no y es que DC parece haber llegado a la conclusión que no hay mejor publicidad que enajenar a los fans, porque más allá del reconocimiento que obtienen por la polémica, estos llamados cambios poco o nada aportan como historia. Con el pasar de los meses la noticia pasa a ser cosa del pasado y se olvida. Entonces DC cancela la serie y saca una nueva con nuevos cambios molestos para de nuevo estar al frente. ¡Vaya estrategia! Y lo peor es que como les ha funcionado, continúan haciéndolo.

Dentro del nuevo 52, hay realmente pocas líneas que han aprovechado el fenómeno del relanzamiento y la libertad de empezar de ceros. De hecho solo tengo referencia de Wonder Woman, pero dentro de la revista de Wonder Woman, porque usada en otras como Justice League, no es más que un poco de lo mismo que teníamos antes. Por ejemplo, ninguna de las historias recientes de Superman justifican el borrado de su historia pasada, todas ellas pudieron ser contadas sin necesidad de este relanzamiento.



Alan Scott en su versión original de 1940


Finalmente, me pregunto que piensan, han pensado y pensarán los creadores al ver sus creaciones canibalizadas en pro de un beneficio comercial inmediato (¿alguien mencionó Watchmen?). ¿Qué pensarían los fans de Tarzán si mañana, en favor de una mal entendida diversidad de personajes, el rey de la selva apareciera como un afroamericano gay? ¿O si Harry Potter fuera convertido en un estudiante de intercambio norteaméricano? ¿O si Mafalda resultara ahora ser una rubia de ojos verdes amante de la sopa? (creo que me he pasado con ese último ejemplo... a menos querido lector que estes pensando "¿quién es Mafalda?", en cuyo caso simplemente te diría: "deje así", je).

En conclusión, ¿dónde queda el respeto hacia los creadores, a los mismos personajes? Ni que decir del respeto hacia los lectores. ¿O es que definitivamente, tan sólo los fans apreciamos estos seres de fantasía y su mundo como algo más que un mero producto comercial? (si, ya se la respuesta, como amante de la saga original de Star Wars, Superman y Spider-Man ya debería estar acostumbrado, gracias). Como sea, la línea se ha cruzado y no hay vuelta atrás. Bienvenidos a lo que resta del sigo 21...

Como siempre, este no es más que un punto de vista personal. ¿Cuál es el tuyo?

Deja tus comentarios o escríbenos directamente a comicverso@gmail.com